¡A correr, que son dos días!

¡Qué grandes hallazgos hace la ignorancia o el atrevimiento popular! Lo dicho, aunque no vea esta semana la tele, 5 minutos en la calle y las conversaciones que se captan al pasar (¡gracias a los teléfonos celulares los gritadores solitarios no nos lo ponen difícil!) no nos faltan las patadas que comentar en este blog.

Forrest Gump corriendoAyer un chico de mi barrio estaba diciéndole a su interlocutor/a telefónico/a que él pensaba hacer lo que le pareciese “…y a correr, que son dos días”. Me parece que fusionó el clásico y a correr, con el que se suelen rematar este tipo de frases, con la de a vivir que son dos días. Supongo que le parecía que quedaba corta y poco contundente la frase y la añadió la coletilla de los dos días aunque no le correspondiese al verbo correr sino al vivir. Le quedó una frase de lo más chusca y surrealista (pasarte los dos días que te quedan de vida corriendo, ¡vaya plan!).

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Otras patadas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s