El auténtico (y estúpido) lenguaje sexista

Hoy en el Metro he podido comprobar cómo la juventud actual va camino de la perdición (lingüística y social). Tres muchachas (¿qué tendrían? ¿15 años?) iban hablando entre ellas y al menos a dos de ellas las pude oír claramente llamarse entre ellas de tío. Ya había conocido algún caso dirigido de un hombre a una mujer, concretamente de un novio que tenía una amiga mía (en este caso no hablamos de alguien tan joven, tenía unos 25) que la trataba también de tío, lo cual no sé si habría que tomarlo como un piropo procedente de un machista, o bien como un indicio de una homosexualidad latente. Lo que ya me parece increíble es que una tía llame tío a otra tía.

Esto va en la onda, cada vez más común, de escuchar a mujeres decir: Me tiene hasta los huevos (o con frecuencia, cojones) o hasta la polla, me la pela… o frases del tipo ella sí que le echó cojones. Esto sí que demuestra un pensamiento penecentrista que identifica lo masculino con lo positivo. ¡Con lo femenino y feminista que sería decir (como algunas cabales mujeres) estoy hasta la seta, me tiene hasta las tetas, o le echó un par de ovarios!

Esto sí que debería ser una lucha de los adalides del lenguaje no sexista, y no las ridiculeces que nos acostumbran a endilgar.

Anuncios

22 comentarios

Archivado bajo Violencia de género

22 Respuestas a “El auténtico (y estúpido) lenguaje sexista

  1. J.

    Este fenómeno lleva ocurriendo décadas entre muchos homosexuales (ellos), que parece que no se quitan el “coño” de la boca. Personalmente, no me parece que haya que darle más importancia, no es más que un proceso a veces consciente y a veces inconsciente por el que el significado de la expresión acaba trascendiendo a la misma expresión. Claro que, como siempre, la diferencia radica en la conciencia de ese uso.

  2. José

    Ándese con cuidado a la hora de escribir, sobretodo acerca de patadas al lenguaje. Hay zonas de España en donde “común DE escuchar” sí es una auténtica aberración.

  3. F

    Es que nuestro lenguaje y nuestra cultura es penecentrista: cuando algo es bueno es la poya y cuando es malo es un coñazo

  4. José, creo que estaba claro que me faltaba una coma ;-P

  5. Quiero decir que donde decía Esto va en la onda, cada vez más común de escuchar lógicamente debía decir Esto va en la onda, cada vez más común, de escuchar O:-)

  6. J, lo de los homosexuales con el coño en la boca te ha quedado muy paradójico ;-D

  7. F, creo que ya comenté anteriormente en este web que ese uso penecentrista es propio del castellano, pero no así del gallego, lo cual me hace sentir orgulloso de mi origen 🙂 Aunque más bien hablaría de un castellano testiculocentrista y un gallego tan carajófilo como cunífilo ;-D

    Es algo que daría para una tesis de filología o sociología.

  8. unai

    No estoy en absoluto de acuerdo con algunas de los ejemplos. “estar hasta los cojones” y “me la pela” son frases hechas y pueden decirlas tanto hombres como mujeres. Es como si por ser hombre tuviera que hablar del “cuento del lechero” o ellas decir “en casa de la carpintera cuchara de palo”.
    Lo de llamar tío a otras personas, independientemente del sexo tampoco me parece tan grave, ya que muchas veces ese “tío” se emplea como muletilla para comprobar el nivel de atención del interlocutor.
    Por cierto, el envio de mensajes no funciona correctamente con el Firefox, una pena.

  9. Siento haber mandado tantas veces el mismo mensaje, me estaba venga dar errores y no me he fijado de que estban llegando. Lo siento.

  10. Unai, yo uso Mozilla (se supone que el motor del navegador es el mismo) y a mí no me da ningún error. Por cierto: ¡¿”venga dar errores”?! ¿No te falta una preposición por ahí? 😉

  11. Y no puedo estar más en desacuerdo con tu argumentación de que las expresiones en primera persona no deban ser coherentes con el sexo del hablante o de que se le pueda llamar “hombre” o “tío” a una mujer.

  12. kucho

    es lo que nos espera con tanta “igualdad”. las mujeres quieren ser iguales a los hombres, incluso a costa de perder su feminidad en el proceso.

  13. ¿Creéis que es algo derivado de la lucha por la igualdad? Yo no lo creo. Más bien me parece un síntoma de la idiotización general de la sociedad y de la progresiva aculturización (o ¿se dice desculturización?).

  14. Por cierto, Unai, aunque no uso Firefox, sino su papá Mozilla / SeaMonkey, como ves lo apoyo y promuevo desde el anuncio que veis en la columna derecha. Además por cada usuario que se lo descarga e instala nos dan unas migajas en forma de centavos a la Asociación Cultural Fillos de Galicia en la que trabajo 😉

    Puedes leer mi opinión sobre Firefox en mi blog sobre Internet: Res Rética.

  15. Augusto

    La semana pasada lei una columna de Montserrat Domínguez en el diario gratuito ADN, en la que la periodista decía que el lenguaje sí es sexista y alababa el uso que hacen de él los politiquillos con su “compañeros y compañeras” y demás. Además se lamentaba de que los periodistas no lo pudieran hacer “por falta de espacio”.
    No sé cómo llamará esta señora a sus colegas masculinos para evitar el sexismo, ¿tal vez “periodistos”? Y no sé si le gustaría que los politiquillos dijeran “camaradas y camarados”, pero vamos, veo que esta señora se ha unido al frente de memos que quieren vender la moto del lenguaje sexista.

  16. Roselynn

    Hola.

    Pues, parafraseando al administrador, yo no puedo estar más en desacuerdo con esta entrada. Básicamente opino lo mismo que Unai, esto es, estamos hablando de interjecciones y frases hechas… ¿que es raro oir a una mujer decir “tío”? pues sí, yo nunca lo he escuchado antes, pero hace unos años también resultaría raro que lo dijese alguien distinto del sobrino 😉

    En cuanto a lo del pensamiento “penecentrista” estamos en las mismas. Primero porque “me la pela” o “hasta la polla” no identifican lo masculino con lo positivo, y segundo porque son frases hechas.

    Un saludo.

  17. Augusto

    Bueno, Roselynn, pero en vez de decir “tío”, he oído a muchas mujeres decír “tía” a otras (y seguro que no eran sus sobrinas), y también he oído decir “estoy hasta las tetas” a varias mujeres…
    En fin, a mí sí que me parece incorrecto llamar “tío” a una mujer (simplemente porque no es un tío), y si consideramos una interjección a “tío”, lo puede ser perfectamente “tía”, vamos, digo yo…

  18. Yo estoy de acuerdo con unai y Roselynn, y me parece tan ridículo decir “estoy hasta als tetas” como los múltiples ejemplos de lenguaje sexista-feminizado que habíamos comentado hasta ahora. Creo cómo ellos que es una expresión y como tal se debe tomar.

  19. Augusto

    Entonces, Anna, supongo que te resultará normal decirle a una amiga “Estoy hasta los cojones, tío”, ¿no?

    Además, yo no considero que esas expresiones sean frases hechas. Porque entonces también lo serían “Mañana me voy a San Sebastián” o “He comprado un kilo de naranjas”.

  20. Vaya, vaya, qué mal andamos. “Tío” no puede ser una interjección, como mucho lo llamaríamos un apelativo-muletilla. Pero del mismo modo que “hijo/a”, “majo/a”, “guapo/a”… ¿Esos también os parecerían bien usados en masculino referidos a una mujer?

    Y lo de que refleja penecentrismo va porque para asumir que somos lo que no somos (“tíos”, en lugar de mujeres), doy por supuesto que es porque es “más guay”. Osea.

    Y lo de las frases hechas… ¿desde cuando exime de la concordancia de género del hablante o del interlocutor? ¡Es un caso inaudito! O ¿se os ocurre algún ejemplo de frase hecha en la que se cambie gratuitamente el sexo a algún participante en la comunicación?

    ¡Pos’eso! ;-D

  21. Bolos

    ya se que este mensaje es del año de la polka…pero he de decir…

    ¿los ovarios no tienen forma de huevo? al menos tanta forma de huevo como tiene un testiculo, que a mi juicio es bien poca.

    por lo tanto, a mi juicio, decir “me tienes hasta los huevos” una mujer no es tan incorrecto.
    aunque, para aclararlo, cuando alguna amiga mia suelta eso y yo ando cerca siempre añado “que los tiene por dentro y duelen más” (mola, he puesto una tilde), para despejar todas las dudas.

    en cuanto a las demas patadas penecentristas, he de decir que nunca las he escuchado ni en vigo ni en santiago. al menos yo siempre digo “que buena estas, tía” (¡y otra!)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s